www.pueblosdevenezuela.com

Piñango
Regreso a la página Mérida     Fotos Pico Águila-Piñango    Reporte del recorrido    English
Timotes-Piñango-San Cristóbal de Torondoy  
11 22 33 44
Plaza Bolívar Iglesia Iglesia interior Vista del pueblo
55 66    
Casas Las Pailitas    


Descripción

Pueblo agrícola algo escondido entre las montañas del lado que da hacia el Lago de Maracaibo entre Pico Águila y Nueva Bolivia. Aunque es relativamente conocido, no muchas personas llegan hasta allá. Sin embargo tiene posadas para turistas.

El pueblo es pequeño y muy tranquilo, ideal para apartarse del ajetreado mundo moderno. Su iglesia (foto 2) es de buen tamaño y muy buen conservada, dedicada a Santa Lucía. Su interior (foto 3) es muy acogedor, de estilo rústico. 

La Plaza Bolívar (foto 1) tiene el tamaño adecuado para el pueblo, aunque la placa en el busto del Libertador dice "1953", se ve que la plaza es de reciente remodelación, aun no han crecido las plantas (julio 2007), me gustaría verla dentro de unos meses, supongo que estará muy florida. Es interesante, al menos para mi, ver en las plazas Bolívar, tanto de Piñango como de Las Pailitas, unas placas conmemorativas a promociones de primaria, por ejemplo: La Primera Promoción de la Escuela Básica Dr. Ignacio Fernández Peña, en honor al  Libertador, Piñango, 19-07-85".

Lo que más me gustó de Piñango fueron sus casas blancas, con techos de teja y grandes ventanales, a lo largo de las estrechas callecitas (fotos 4 y 5). Sus bodeguitas con productos tradicionales no dejan de recordarnos que ¡por aquí el tiempo lleva un ritmo más calmado!

Algo de Historia
A menos de un kilómetro del pueblo hay un aviso (foto 13 del Recorrido Pico Águila - Piñango más abajo) que dice "El Dividive. Sitio de fundación de San Antonio de la Sal por Matías Ministrone en 1619. Piñango, capital del bolo andino". Este revelador aviso dice que el sitio donde está ahora el pueblo no fue el lugar original, fue movido por una creciente del Río Chirurí. Lo de la sal se debe a que Juan Maldonado en una de sus expediciones de 1559,  llega a este lugar y los habitantes le obsequian cargas de sal. No he encontrado ninguna referencia a Matías Ministrone, pero el apellido parece italiano. Ahora, el bolo un juego traído por los vascos en el siglo XVI, en su idioma se llama hiru txirlu y es una especie de boliche. Hasta 1890 era conocido como Pueblo de la Sal, a partir de ese año se llevó a Parroquia Civil con el nombre de Judas Tadeo Piñango, Gobernado de Mérida en 1830 (Marco Vinicio Salas, Los Encantadores Pueblos de Mérida, Mérida 2001, p. 50).

NOTA: En mi visita de Octubre 2008 pregunté por este juego y me dijeron que sólo lo practicaban en Semana Santa.

Las Pailitas
Caserío agrícola a 7 kilómetros de Piñango bajando por el Pico Águila, ubicado a 2890 metros sobre el nivel del mar. Tiene una placita Bolívar, una capilla una escuelita muy bien dotada y varias casas. A mi la palabra "paila" me suena a caliente, extraño nombre para un sitio tan frío (foto 6).

Para llegar allí:
Lo más fácil es seguir la carretera que sale del Pico Águila. La carretera es totalmente asfaltada como hasta la mitad de los 42 kilómetros, luego sigue un cemento pero en "dos cintas" tipo estacionamiento (ver foto 9 del Recorrido Pico Águila - Piñango más abajo). Tardé 2 horas y media hasta el pueblo, pero venía paseando, tomando fotos, viendo los frailejones, etc.  El recorrido de subida (Piñando - Pico Águila) me tomó hora y media, prácticamente sin parar. Para más detalles leer Recorrido Pico Águila - Piñango.

También es posible llegar desde Timotes. La carretera es casi toda de tierra con algunos tramos de cemento. Son 36 kilómetros y toma también unas dos horas. Ver Recorrido Timotes - Piñango.

Otra vía es viniendo desde la Carretera Panamericana (N 09º 10.262'   W 71º 01.584'), entre Arapuey y Caja Seca, vía Las Virtudes y San Cristóbal de Torondoy hasta donde la vía es asfaltada y bastante buena. Desde San Cristóbal son unas dos horas por carretera de tierra, es para vehículos rústicos. Ver Recorrido Piñango - San Cristóbal de Torondoy.

Conversando con una señora de Piñango, me enteré que hay un camino para ir a pie o en mula hasta Palmira, ella lo hizo una vez y se tomó más de 8 horas, aunque me confesó que se tardó mucho en una parte que le daba miedo pasar ya que el camino era muy estrecho y había un precipicio.


Toponimia: Originalmente San Antonio de la Sal, luego Pueblo de la Sal y finalmente, a partir de 1890, Piñango en honor al Gobernador de Mérida (1826 - 1830) Judas Tadeo Piñango (1789 - 1848), quien participó en la Campaña Admirable de 1813 y entre muchas otras, la Batalla de Carabobo. Sus restos están en el Panteón Nacional desde 1942.

Altura
2320 msnm

Población
273 (INE 2001)

Ubicación en el mapa
 
09º 02,010' N,  70º 52,946' W (Ver mapa C3 )
Municipio Miranda, Parroquia Piñango

Fecha de fotos
28.07.2007

Agradecimiento

A mi amigo Nelson (Checho) Hidalgo, quien me pasó el dato del "Bolo Andino". Por cierto, a finales de Julio 2008 estuve en la población de San José de Palmira donde también hay una cancha de "Bolo Andino". Palmira tiene mucha relación con Piñango.

 

Volver arriba     Ir a la página inicial    Ir a la página Mérida

Ruta
Pico Águila - Piñango (42 Km)

1
Km 0. Nevando en el Pico Águila.
2
Km 2. Carretera hacia Piñango.
3
Km 2. Carretera hacia Piñango.
4
Km 2. Carretera hacia Piñango. Frailejones.
5
Km 2. Carretera hacia Piñango. Germán.
6
Km 4. Carretera hacia Piñango. Panorámica.
7
Km 6. Carretera hacia Piñango. Panorámica.
8
Km 29. Carretera hacia Piñango. El Hatico.
9
Km 30. Carretera hacia Piñango.
10
Km 35. Carretera hacia Piñango. Las Pailitas.
11
Km 35. Carretera hacia Piñango. Las Pailitas.
12
Km 40. Carretera hacia Piñango.
13
Km 42. Piñango, vista del pueblo.
14
Km 42. Carretera hacia Piñango. Llegando.
Recorrido Pico Águila - Piñango

      Distancia: 42 Kilómetros
     
Altura Pico Águila: 4118 msnm.
     
Altura Piñango: 2320 msnm
     
Tiempo aproximado de viaje: 2 horas
     
Carretera: Asfalto / Cemento.

 


 

Volver arriba     Ir a la página inicial    Ir a la página Mérida
Recorrido Pico El Águila - Piñango (42 Kms)        
28 de Julio 2007

Eran las 12 del mediodía llegué al llamado punto más alto de la carretera Transandina, El Pico Águila, a 4118 metros sobre el nivel del mar. Sin lugar a dudas el lugar de mayor atracción turística de las carreteras andinas venezolanas. El famoso monumento del "Águila", que realmente es un cóndor, fue creado para conmemorar el paso de Bolívar por los Andes en su célebre Campaña Admirable de 1813. En una de sus placas colocadas en la base dice "1813. Aquí bajo el aliento de la guerra, cruzando selvas y trepando cerros, pasó El Libertador".Aquí pasa el mismo fenómeno con el Palacio de Las Águilas del Maracaibo (La Gobernación) donde tiene unos cóndores, pero todo el mundo le dice "águilas". Se está comenzando a llamar "El Collado del Cóndor", sin embargo, este sitio me trae tantos buenos recuerdos desde niño, que yo lo seguiré llamando "Pico Águila".

Además del imponente monumento, hay un pequeño "refugio", una cabaña de madera donde funciona un restaurant, allí la mayoría se toma un chocolate caliente, aunque también venden refrescos para los maracuchos! (siempre se me olvida preguntar si venden helados, queda pendiente). Es casi una tradición que los maracuchos debemos pasar por allí sin ningún tipo de abrigo, algunos hasta se atreven a estar en bermudas y chancletas!. También venden especialidades locales como truchas y arepas de trigo, además de caldo de gallina, pollo, etc.

El clímax de satisfacción del paso por este sitio es estar en el momento de una nevada y nosotros tuvimos la suerte de verla! He pasado por este sitio decenas de veces y nunca había experimentado semejante vivencia. Las nevadas son de poca duración, de manera que muchas veces cuando le avisan a uno: "vengan que está nevando!!!", al llegar, ya todo está como si nada hubiera pasado. De todas maneras, cuando se esparce la noticia, la trasandina se llena y el tráfico se hace muy pesado. Unos amigos me dijeron que estaban a 2 kilómetros del pico y tardaron casi 2 horas en llegar. Alguien me dijo (tengo que confirmar) que las fechas más probables de nevada son la última semana de julio y la primera de agosto, pero este año supe de una nevada a finales de junio y otra en la tercera de agosto (a lo mejor han habido otras).

Me uní al resto de la gente que gozaba tomando fotos por doquier, cuando ya había suficiente nieve, muchos comenzaron a hacer pequeños muñecos de nieve sobre los autos y unos que otros se divertían con sus pequeñas batallas de bolas de nieve. Almorzamos allí y a la 1:15 pm comenzamos nuestra ruta hacia Piñango. La salida hacia allá está muy bien indicada mediante un aviso colocado a un lado del estacionamiento del restaurant. Ésta pasa por detrás de la cabaña y sigue subiendo, diría que nos 30 metros más, es por eso que el monumento del Pico Águila no es el punto más alto de las carreteras venezolanas, este está en la vía a Piñango. La nieve se acumula aun mucho más en esta zona, de manera que si alguna vez tienen la suerte de estar en una nevada, les recomiendo seguir un par de kilómetros más por la carretera de Piñango (fotos 3, 4, 5 y 6). En la foto 5 aparezco yo sin ningún tipo de abrigo y haciendo el aguaje de tener mucho frío, pero como dije al principio, "maracucho que se respeta pasa el páramo en franela". En realidad no se sentía mucho el frío, creo que éste pega sólo si hay viento, esto lo he comprobado muchas veces. Una vez estaba en Amsterdam y no sentí frío hasta que vi un termómetro que indicaba 5 grados!. Por supuesto, esto tiene sus límites, a 20 grados bajo cero, se siente el frío haya viento o no. Lo que quiero decir es que la sensación térmica es muy diferente si hay viento. Al momento de las fotos no había viento y yo la pasé muy bien sin abrigarme. Los maracuchos disfrutamos el frío!. La verdad es que estar por allí con toda esa nieve da la sensación de estar en Suiza o algo así. O en un estudio de cine, el paisaje es hermoso en verdad. Es una experiencia única.

El paisaje helado se ve como hasta unos 4 kilómetros del Pico Águila, la carretera sigue, es asfaltada aunque estrecha, pero no hay precipicios mayores, tampoco hay pendientes muy pronunciadas, cualquier tipo de vehículo pasa por allí, por lo menos hasta El Llanito, a 29 kilómetros del Pico Águila. El paisaje después del kilómetro 4, aunque sin nieve, es espectacular, la panorámica de la foto 7 me gusta más que la de la foto 6, he hecho encuestas y casi todos prefieren la 6, pero la vista de la 7 me llama más la atención. Por allí los frailejones son grandísimos y no se vi ni un alma por toda la zona, ni una casita, nada que de señales de civilización, salvo la carretera, es un paisaje para disfrutar!.

Al llegar al kilómetro 24, nos encontramos con una hermosa vista (foto 29) del típico paisaje andino de sembradíos y el tormentoso río Chirurí, este sector se llama El Hatico (foto 8), que está a 3390 metros sobre el nivel del mar, estos datos son aportados por avisos viales muy pintorescos colocados por la Alcaldía del Municipio Miranda y el Instituto Nacional de Parques, quien además recuerda que todo esto pertenece al Parque Nacional "Sierra de La Culata".

A las tres y media de la tarde, después de haber recorrido 30 kilómetros desde Piñango,  llegamos a el sector El Llanito (3280 msnm)  y un poco después, la carretera se transformó en una especie de "camino de estacionamiento de jardín" (ver foto 9), esto es, dos tiras interminables de cemento y esto es así hasta llegar a Piñango. El problema con esto no es tanto que el monte crece en la parte central, ya que la maleza "cepilla" o el hace "cosquillas" a la parte de abajo del vehículo, sino que a veces lo que está entre las dos tiras de cemento no es maleza, sino grama que se formó sobre tierra dura acumulada allí y pega por debajo. Me pasó una vez, advirtiéndome que debía tener cuidado con esto, de manera que cada vez que veía un promontorio de esto debía salirme de la carretera y pasar las ruedas por encima de ellos. Esto dificulta el paso de vehículos bajos por aquí.

A partir de El Llanito comenzó una muy densa neblina, con una visibilidad de no más de 4 metros, al acercarse una curva tocaba corneta por si acaso. Pocas veces he visto algo así, quizás en la vía a Jají desde Mérida llegando a Las Cruces, aunque allí tuve el agravante de que era de noche.

Según los mapas que había estudiado, debía encontrar un sitio llamado "Las Pailitas", y éste apareció al llegar al kilómetro 35 (foto 10). Me parece poco adecuado el nombre para un lugar tan frío, para mi paila es una olla grande para calentar comida. A lo mejor se llama así porque los pobladores la usaban mucho o porque por allí las vendían... Lo cierto es que tiene una placita Bolívar con un busto de El Libertador con una placa que dice "Plaza Las Pailitas, Construida por la Alcaldía. Timotes Agosto 1998. Pánfilo Briceño Moreno. Alcalde.". Detrás hay una capillita que se me hace hasta algo tenebrosa con el paso de la neblina. Más abajo hay algunas casas y una escuela bien dotada. Según el aviso de la foto 10, Las Pailitas está a 2890 msnm y a escasos 7 kilómetros de Piñango.

A partir de allí comienzan unas curvas y bajadas pronunciadas, pero no muy difíciles. Por fin, a las 4 de la tarde llegué a Piñango. Lo primero que aparece es una vista del pueblo (foto 13) y más adelante un aviso vial que dice "El Dividive. Sitio de fundación de San Antonio de La Sal, por Matías Ministrone en 1619. Piñango, capital del bolo andino". (Ver en la ficha del pueblo la descripción de Piñango).

En Piñango me detuve un rato, entré a la iglesia, caminé por la plaza y alguna de sus calles, fotos por aquí y por allá. Mi plan era seguir bajando pasando por San Cristóbal de Torondoy y Las Virtudes hasta llegar a la Carretera Panamericana a la altura de Arapuey. En el mapa se veía algo fácil. Pregunté a una de las personas que estaban en la plaza y me dijo que San Cristóbal de Torondoy estaba a unas dos horas de allí, ya que la carretera aunque no estaba muy mala, era de tierra. Puff, ¿qué hacer?. Ya eran las 4:30 pm, si seguía por allí estaría llegando a Arapuey, en el mejor de los casos a las 8 de la noche. Recordé el via crucis de El Alto de La Cruz de San Genaro y tomé la decisión de regresar por donde viné. Ir hasta la Panamericana implicaba ir por una carretera de tierra y desconocida, con la posibilidad de lluvia y quizás me caería la noche. Mucho riesgo. Fue una lástima no poder seguir, ya que quería recorrer este camino que fue utilizado por conquistadores españoles como Juan Maldonado en el siglo XVI y luego se convirtió en una de las rutas por las cuales llegaban productos de otras regiones andinas hasta puertos como el de Gibraltar a orillas del Lago de Maracaibo cuyo destino final era España. El 19.08.07 hice el recorrido desde la Panamericana (cerca de Arapuey) hasta San Cristóbal de Torondoy pasando por Las Virtudes, allí me corroboraron que efectivamente hay 2 horas hasta Piñango.

Salí de Piñango a las 4:35 pm y llegamos al Pico a las 5:55 pm, una hora y 20 minutos y ¡subiendo! Fue interesante ver que cuando volví a pasar por los sitios que hacía sólo 4 horas estaban llenos de nieve, ahora no había ni rastro de ella. A pocos kilómetros del Pico Águila ví varios vehículos de turistas buscando algo de nieve, pero llegaron tarde. Aun sin nieve el paisaje es espectacular, frailejones grandísimos, floridos, pequeñas lagunas, las majestuosas montañas... Si tienen la oportunidad, les recomiendo darse un paseo por allí.

Germán Montero Alcalá
Septiembre 2007


 

Volver arriba   Ir a la página inicial    Ir a la página Mérida   Ir a la 2da Parte  
 

Ruta
 Timotes - Piñango - San Cristóbal de Torondoy

Primera parte: Timotes - Piñango  (36 kilómetros)

01
Km 2. Carretera hacia Mucuyupú. Panorámica.
02
Km 3. Carretera hacia Mucuyupú.
03
Km 4. Llegando a Mucuyupú.
04
Km 4. Sembradíos en Mucuyupú.
 
05
Km 4. Mucuyupú, Capilla.
(Click para agrandar)
06
Km 4. Problemas con el carburador.
 
07
Km 4. Teta de Niquitao.
(Click para agrandar)
08
Km 8. Carretera hacia Tafallez.
 
09
Km 9. A lo lejos, La Lagunita (con zoom).
(Click para agrandar)
10
Km 10. Carretera hacia Tafallez.
 
11
Km 13. Vista de Tafallez.
(Click para agrandar)
12
Km 13. Tafallez.
13
Km 18. Carretera hacia Piñango. 2980 msnm.
14
Km 20. Carretera hacia Piñango. 3075 msnm.
 
15
Km 20. Karl y Germán. 3075 msnm.
(Click para agrandar)
16
Km 23. La Cruz de El Alto. 3300 msnm.
17
Km 23. El Alto. 3300 msnm.
18
Km 23. Esperando al fotógrafo. 3300 msnm.
(Click para agrandar)
19
Km 23. El Alto. 3300 msnm.
     20
Km 23. El Alto. 3300 msnm.
 
  21
Km 24. Vaca entre frailejones.
(Click para agrandar)
22
Km 24. Riachuelo.
(Click para agrandar)
23
Km 24. Frailejón florido.
(Click para agrandar)
24
Km 24. Siguen los problemas con el carburador.
25
Km 24. Ayuda!.
26
Km 26. Carretera hacia Piñango.
(Click para agrandar)
27
Km 27. Aldea Los Corrales.
 
28
Km 30. Aldea El Arbolito.
29
Km 32. Carretera hacia Piñango.
30
Km 34. Piñango a la vista!.
(Click para agrandar)
31
Km 36. Bienvenida!.
 
32
Km 36. Piñango.
  33
Km 36. Cafetín Rivera II.
 
34
Km 36. Karl y el personal del Cafetín Rivera.
(Click para agrandar)
 
Recorrido Timotes - Piñango

      Distancia: 36 Kilómetros
     
Altura Timotes (Aviso Hotel Las Hadas): 1900 msnm.
    
 Altura máxima: 3300 msnm
     
Altura Piñango: 2320 msnm
     
Tiempo aproximado de viaje: 2,5 horas
     
Carretera:  Tierra / Cemento.

 


 

Volver arriba     Ir a la página inicial    Ir a la página Mérida   Ir a la 1era parte
 
Recorrido Timotes - Piñango (36 Kms)        
25 de Octubre 2008

Preliminares

En Julio 2007, hice el recorrido Pico Águila - Piñango. El plan había sido seguir hasta San Cristóbal de Torondoy, pero dado que había llegado muy tarde, la amenaza de lluvia y lo desconocido de la carretera, decidí regresar por donde vine. Quedé con esa espinita hasta que mi amigo Karl Krohn, maracucho también, se ofreció a acompañarme con su jeep para hacer esa ruta, pero saliendo desde Timotes. Muy buena idea, así estaría haciendo dos nuevas rutas interesantes además de visitar a Mucuyupú y Tafallez, exóticos nombres para mi y que se agregarían a la lista de nuevos pueblos. El 25 de Octubre 2008 finalmente logramos hacer dicho recorrido y éste es su reporte.

Aprovechando el asueto regional (Zulia) del 24 de Octubre, día de Rafael Urdaneta, salimos a las 5:00 am de Maracaibo rumbo al Rincón de La Venta, allí almorzamos un delicioso goulash en el restaurant Rincón de Baviera, muy acogedor el lugar, tuvimos la suerte de encontrarnos con la dueña Sra. Ilba López. Sin temor a quedar mal, puedo decir que lo recomiendo!

Como teníamos tiempo, visitamos otros poblados en los alrededores como Mucutujote, Las Mesas de San José, Mesa de Esnujaque, Juan Martín y Timotes. Allí pernoctamos en casa de Liselote de Montilla, a quien le agradecemos su gentileza de hospedarnos.

Salida
A las 08:00 am comenzamos el recorrido que en su primera parte llegaría hasta el pueblo de Piñango. El punto de partida lo tomamos en la carretera Transandina a la entrada de Timotes (viniendo del estado Trujillo), a unos 150 metros de la estación de servicio Arellano, es fácil ver la entrada ya que allí hay un gran aviso del Hotel Las Hadas, las coordenadas de nuestro kilómetro cero son: N 08º 59.858'   W 70º 44.355' a 1900 metros sobre el nivel del mar.

Me sentí un poco extraño ya que después de 4 años con este proyecto, era la primera vez que yo no era el conductor del vehículo, esto me dio la libertad de observar con más libertad los detalles del paisaje y de los alrededores de la carretera, tremenda experiencia! Algunas de las fotos las tomé con el jeep en movimiento.

Comenzamos a subir y subir por una carretera de cemento, de esas que se utilizan cuando la inclinación es fuerte (foto 2), atravesamos muchos sembradíos, el sol estaba ya bien arriba y el día despejado. De pronto apareció una extraordinaria panorámica del valle del Motatán y de Timotes (foto 1). La mancha blanca que aparece en la foto 1  no es un problema de la foto, era real, no creo que sea smog de Timotes!

Mucuyupú
La carretera siguió siendo de cemento con estas fuertes subidas, íbamos rumbo a la aldea de Mucuyupú, lugar de extraordinaria belleza. Las fotos 3, 4 y 5 muestran parte del sitio. Allí el jeep comenzó a tener problemas de carburación, cuestión que nos amenazó bastante durante todo el recorrido hasta nuestro destino final en San Cristóbal de Torondoy. En la foto 6 se ve a Karl tratando de "desembuchar" el jeep. Dado que sé muy poco de mecánica, y para tranquilizar a mi compañero, aprovechaba esos momentos para tomar fotografías en los alrededores, práctica que mantuve durante todo el periplo. Fue allí donde quedé impresionado con la imponente vista de la Teta de Niquitao (foto 7) levantándose en solitario a 4006 metros sobre el nivel del mar, sólo con esto valió la pena el esfuerzo de hacer este viaje! Además de que fue una sorpresa que no esperaba. Así como sorpresiva fue también la visión de una muchacha de angelical hermosura autóctona, quien por casualidad estaba parada a un lado de la carretera esperando bajar hacia Timotes, era una estudiante de educación. Nos dio algunos datos sobre el lugar y luego seguimos "encandilados" no sólo por su belleza facial, sino por su dulzura al hablar. Tanto fue así que no se me ocurrió tomarle una fotografía, es de lo que más me arrepiento de toda esta jornada! Hay que mencionar que el sector de Mucuyupú está a unos 2400 msnm y a 4 kilómetros de Timotes. La foto 7 fue tomada en las coordenadas N 09º 00.699'   W 70º 45.538'

Tafallez
Dejamos Mucuyupú extasiados de tanta belleza y seguimos nuestro camino rumbo a la aldea de Tafallez. A los 9 kilómetros de recorrido, comenzó la carretera de tierra, la continuaría así hasta las proximidades de Piñango y aunque de tierra, es transitable sin mayor problema. El camino sigue hacia arriba, con similares paisajes. Las secciones más inclinadas de la carretera tienen segmentos constituidos por dos tiras cemento que permiten mayor agarre. En una de esas subidas se volvió a apagar el jeep. Karl intentó encender el motor de retroceso, pero sin éxito. Tuvo que seguir dando marcha hacia atrás hasta dejar el vehículo en una posición que no estorbara a los otros jeeps y camiones que venían en sentido contrario. Pasamos un susto ya que nos frenó una piedra y las dos ruedas del lado izquierdo quedaron, del lado de la montaña pero en la canaleta llena de barro. Me hizo recordar la vez que me quedé atascado unas cuantas horas por el Alto de La Cruz en Trujillo. Finalmente, luego de nuevos ajustes en el carburador, el jeep de nuevo estuvo en marcha, costó un poco, pero salió de la canaleta.
Un par de kilómetros más adelante, en una curva, aparece una interesante vista de La Lagunita (foto 9) en el estado Trujillo, la misma que queda cerca de La Puerta. La foto 9 fue tomada con el zoom de la cámara. La carretera que se ve en la parte inferior derecha de la foto es la que va hasta Timotes pasando por Las Mesas de San José (este recorrido lo tengo pendiente). La Lagunita está a unos 6 kilómetros en línea recta desde este punto).
Al kilómetro 13 del recorrido aparece un hermoso valle y la aldea de Tafallez (foto 11). Me pareció descubrir una nueva Shangri La, especialmente luego de ver el pequeño puente peatonal de la foto 12. Es lo que me gusta de Los Andes, ambientes bucólicos, pequeñas poblaciones aisladas con valles rodeados de imponentes montañas. Pasamos al lado de un criadero de truchas, una capilla y una escuela en excelentes condiciones. Tafallez está a 2460 msnm en las coordenadas N 09º 02.133'   W 70º 46.687', después de haber bajado hasta aquí, de nuevo comenzó el ascenso, al poco tiempo el paisaje comenzó a "paramotizarse" y al pasar la cota de los 2800 metros sobre el nivel del mar, comienzan a aparecer los frailejones (espeletia schultzii wedd), esas hermosas plantas símbolo de las alturas andinas.

El Alto
Seguimos ascendiendo por la carretera de tierra sin problemas, muy contento de no ir conduciendo ya que me permitía ir observando con mucho más detalle el extraordinario panorama paramero!, provoca tomar foto a cada recodo del camino, frailejones floridos, arbustos violetas, piedras de extrañas formas. Las fotos 13, 14 y 15 fueron tomadas cuando alcanzamos los 3075 metros sobre el nivel del mar, había su fríito, pero como siempre he dicho "maracucho que se respeta pasa el páramo sin abrigo!", la próxima vez llevo un termómetro.
Al kilómetro 23 del recorrido, a las 10:30 am, alcanzamos el punto más alto de la carretera Timotes  - Piñango, está a 3300 metros sobre el nivel del mar en las coordenadas N 09º 02.432'   W 70º 48.743'. Para marcar el lugar, como es frecuente, colocaron una cruz a un lado del camino (foto 16), en el montículo sobre el cual se montó la cruz, vimos un nicho tapado por una tapa de madera donde se resguarda la imagen de una virgen, a su alrededor habían unas velas (apagadas) y una cajita de fósforos intacta, evidenciando que hace poco alguien la colocó allí.
Nos detuvimos al lado de la cruz y comencé a tomar fotos por aquí y por allá (la foto 18 muestra a Karl esperando pacientemente mi retorno). Con neblina es un lugar algo tenebroso, solitario, misterioso. De pronto, las nubes se apartaron y llegó el sol, post nubila, phoebus!. Con este nuevo escenario iluminado, muy distinto al anterior, regresé a todos los puntos a tomar nuevamente las fotos.

Bajando hacia Piñango
Dejamos la cima y comenzamos a bajar con buen sol, pero apenas un kilómetro después, el jeep se volvió a apagar y a pesar de la intervención de Karl, el vehículo no quería arrancar nuevamente. De nuevo aproveché para retirarme algo del camino y tomar fotos. Me encontré en un mar de frailejones floridos (la foto 23 muestra un acercamiento de unas de estas flores, donde se aprecia lo lanudo de la planta).
Regresé como a los 10 minutos y el jeep seguía arrancar. Habíamos quedado en un lugar plano, y no era fácil empujarlo (foto 24). Gracias a Dios pasó alguien con otro jeep (foto 25) quien empujó con el parachoques al vehículo de Karl unos 100 metros hasta que por fin encendió el motor, nos salvamos! De allí en adelante todo el camino, que seguía siendo de tierra, era en bajada, y aunque el jeep se apagó varias veces más, fue fácil encenderlo de nuevo.
La foto 26 muestra la carretera hacia Piñango entre las montañas en las cercanías de la primera aldea que encontramos después de dejar El Alto. Se trata de Los Corrales (foto 27). El caserío, a 2940 msnm y a 27 kilómetros del punto de partida, es atravesado por una carretera de cemento. Tiene una muy pintoresca Plaza Bolívar, muy pequeña y con un busto de El Libertador hecho por uno de los muchachos del pueblo, pintado a todo color, no había visto uno así desde que estuve en Las Cocuizas (Trujillo), cuenta también con una escuela y una cancha de basketball todo en excelente estado. La coordenadas de Los Corrales son N 09º 02.072'   W 70º 50.119'.
Llegar a Los Corrales fue como llegar a la civilización nuevamente, cuando me estaba sintiendo como un explorador de National Geographic que regresa de un difícil recorrido, nos pasa por un lado, en sentido contrario, es decir, subiendo, un pequeño Ford Fiesta de los viejitos, el chofer iba de lo más tranquilo, acompañado de una linda muchacha, y al vernos nos dice: "Epaaaa...!", le veo la placa y veo "Zulia", puff!, se me fue la ilusión de haber llegado a un sitio remoto, y para colmo, maracucho!. La verdad es que no sé cómo llegó hasta allí, ya que la carretera, luego del caserío seguía siendo de tierra y en algunas partes de difícil acceso. Bueno, habrá llegado por aquí con sumo cuidado.
Tres kilómetros más adelante está la aldea de El Arbolito (foto 28), y después de otros tres kilómetros más llegamos por fin a divisar la meta de la primera etapa: Piñango! (foto 30).

Piñango
Entramos al pueblo a horas del mediodía, tardamos 4 horas, pero pienso que se puede hacer en unas dos horas y media sin parar. Con la satisfacción de haber culminado con éxito la primera parte de la ruta hasta San Cristóbal de Torondoy, estacionamos el jeep a un lado de la Plaza Bolívar (foto 32) y preguntamos dónde podríamos almorzar y nos dijeron que sólo era posible en el "Cafetín Rivera" (foto 33), hacia allá nos dirigimos y comimos un pollo frito. El lugar es bastante rústico y pequeño, con sólo tres mesas para atender a los comensales, pero estaba buena la comida, la puedo recomendar. Aprovechamos para comprar un kilito de queso ahumado, bueno también. En la foto 34 aparece Karl, como que "metiendo la barriga" para la foto, con él están el personal del Cafetín.
Tengo que advertir que no estoy 100% seguro de la distancia entre el punto de salida en Timotes y Piñango, ya que tomé tres referencias y las tres dieron diferentes. Según el odómetro del jeep la distancia fue de 45 kilómetros, según el odómetro del GPS fueron 36 y según el mapa Venezuela Ruteable, 34 kilómetros. Me decidí por las medición del GPS.
Karl, conocedor de la carretera desde allí hasta San Cristóbal de Torondoy, sabía que era mucho más difícil este recorrido que el que viene de Timotes, subidas de tierra muy empinadas y no muy buena la carretera. El grado de dificultad aumentaba dado el problema de carburación. También me preocupé pero tenía confianza en que llegaríamos bien con el favor de Dios!

Germán Montero Alcalá
Noviembre 2008

volver arriba    Ir a la 1era parte

Segunda parte: Piñango - San Cristóbal de Torondoy (27 kilómetros)

  01
Km 1. Carretera hacia San Cristóbal de Torondoy.
(Click para agrandar)
  02
Km 2. Puente peatonal sobre el río Chirurí.
(Click para agrandar)
 03
Km 2. Karl en el puente sobre el Chirurí.
(Click para agrandar)
 04
Km 4. Carretera hacia San Cristóbal.
 05
Km 10. Precipicio.
 06
Km 12. Detalle de la carretera.
 07
Km 15. Túmbulo.
 08
Km 17. El Naguaz.
 09
Km 17. Dejando El Naguaz.
 10
Km 24. Cascada de San Antonio.
 11
Km 26. Llegando a San Cristóbal.
 12
Km 26. Casona en la montaña.
 13
Km 27. San Cristóbal de Torondoy.
Recorrido Piñango - San Cristóbal de Torondoy

      Distancia: 27 Kilómetros
     
Altura Piñango: 2320 msnm
    
 Altura máxima:  ?
     
Altura San Cristóbal de Torondoy: 1050 msnm
     
Tiempo aproximado de viaje: 2 horas
     
Carretera:  Tierra.
     
Ruteros: Karl Krohn y Germán Montero Alcalá

 

volver arriba    Ir a la 1era parte   Ir incio 2da Parte 

Recorrido Piñango - San Cristóbal de Torondoy (27 Kms)        
25 de Octubre 2008

Luego de almorzar en el Cafetín Rivera II, salimos rumbo a San Cristóbal de Torondoy a la una de la tarde. El día seguía bastante despejado, de manera que las lluvias no parecían ser problema. Lo que sí nos preocupaba era la situación del jeep con el carburador con defectos. Karl sabía que en la primera parte del recorrido habían unas subidas fuertes con precipicios y no muy regular la carretera. En esos casos no podíamos darnos el lujo de detenernos a tomar fotos. Esa es la causa de que esta sección no tenga tantas vistas, a partir de la foto 4 y hasta la 12, todas fueron tomadas desde el jeep en movimiento, a pesar de todo me parece que quedaron muy bien!.

La primera parte de la carretera, saliendo de Piñango, puede verse en la foto 30 de la primera parte. Apenas un kilómetro después se alcanza el punto más alto, desde allí se puede ver el río Chirurí. En la esquina inferior izquierda de la foto 01 se ve el pequeño puente peatonal sobre el río. Este puentecito (foto 02) se vería mucho más acorde con el paisaje si su techo fuera de tejas, se todas maneras, es un muy agradable punto del camino. La foto 3 muestra a Karl, pasando el puente para vehículos.

Después de atravesar el río, comienzan las verdaderas subidas, la carretera se había deteriorado bastante por efectos de las lluvias de los días anteriores. Karl mantuvo acelerado el jeep de manera de no disminuir la velocidad con la esperanza de que no se fuera a apagar en pleno ascenso, íbamos bastante preocupados, yo recé un par de padrenuestros, por si acaso. Pasamos lo peor y la adrenalina volvió a sus niveles normales. Sin embargo, nunca nos detuvimos. Los abismos eran realmente espeluznantes, yo iba asomado por la ventana tomando y tomando fotos, algunas tendrían que salir bien (fotos 04, 05 y 06). Algo interesante de esta parte, no sólo fueron los precipicios ni la cantidad de túmbulos, sino lo extraño de los mismos. La mayoría de los que he visto por todas las carreteras del país están a ras el suelo, pero estos están como sobre una base de un metro de altura (foto 07). Realmente asusta un poco ver tantos monumentos mortuorios viales.

A eso de las 2 de la tarde comenzó a bajar la neblina, neblina bastante espesa. Luego de 17 kilómetros llegamos al caserío de El Naguaz (o Naguás), pero casi no lo pudimos ver por la niebla (fotos 08 y 09). Al salir de allí la vegetación comienza a cambiar, se torna más tropical. Ya casi llegando aparece hacia la derecha, la Cascada San Antonio (foto 10), casi un símbolo de San Cristóbal de Torondoy.

Aparecen camburales y cafetales (fotos 11), anunciando la cercanía de nuestra meta y una casona (foto 12) construida en plena montaña constituye el último ítem de interés especial en todo el recorrido. Kilómetro 27: San Cristóbal de Torondoy (foto 13), misión cumplida!

Germán Montero Alcalá
Noviembre 2008

Agradecimiento
Estoy muy agradecido con mi amigo Karl Krohn quien además de animarme a hacer esta ruta, me acompañó, fuimos en su jeep y me presentó a personas que amablemente nos hospedaron en sus casas: la Sra. Liselotte de Montilla en Timotes y al Sr. Rodolfo Schuessler
en San Cristóbal de Torondoy. Mi agradecimiento también va para ellos. Karl es un gran conocedor del norte de los Andes merideños, aportó muchísimos datos que contribuyeron al éxito de este recorrido.

 

volver arriba    Ir a la 1era parte

www.pueblosdevenezuela.com