www.pueblosdevenezuela.com

Aroa
Regreso a la página Yaracuy    Página inicial
11 22 33 44
Montañas al este de Aroa Monumento al
Ferrocarril
Aviso de Bienvenida Plaza
San Miguel Arcángel
55 66 77 88
Iglesia
San Miguel Arcángel
Plaza Bolívar Plaza Bolívar Casa en el
Casco Central
99 11010 1111 1212
Casa en el
Casco Central
Calle comercial Ateneo de Aroa Parque Minas de Aroa


Descripción
Vine a Aroa bordeando el Parque Nacional Yurubí saliendo de Albarico y pasando por Yumare, el paisaje es muy bonito y las montañas atrayentes. La foto 1 muestra las alturas naturales que separan a Aroa de San Felipe. Viniendo de Yumare, unos 7 kilómetros antes de llegar a Aroa hay una pequeña redoma de donde salen dos ramales, el que va al pueblo y el que sigue hacia Duaca. En esta glorieta hay un monumento (foto 2) dedicado a los ferrocarriles que circulaban por allí. La locomotora es una réplica de la que cubría la ruta de Palma Sola al balneario de El Palito, línea que fue inaugurada por el presidente Medina Angarita en 1942, la original está en Barquisimeto (1).

Llegué relativamente tarde, a las 3:30 pm, mi plan era llegar con suficiente luz a Duaca como para tomar fotos. Debía apurarme. Luego de pasar el aviso de bienvenida (foto 3), lo primero que vi fue una plaza con una gran estatua a colores del Arcángel Miguel (foto 4) a punto de enterrarle su espada mientras le aprisiona la cabeza con el pie.

Sigo la vía principal hasta que de alguna forma encontré la iglesia y la plaza Bolívar. El templo (foto 5), mucho más sencillo de lo que esperaba está dedicado, por su puesto a San Miguel Arcángel. Su construcción comenzó en 1888, siendo inaugurada el 29 de septiembre de 1909 por el padre Juan de Jesús Montes de Oca (2). A un lado de la puerta hay una placa de mármol con letras en un leve sobre relieve que no pude leer en el sitio, le tomé una foto y con la ayuda del computador logré ver el texto, dice así 1981 - 2006. La Alcaldía Bolivariana del Municipio Bolívar del Estado Yaracuy, como un recuerdo perpetuo de las bodas de plata de Monseñor Heraclio Martín Callejas y en reconocimiento a su labor apostólica en la parroquia San Miguel Arcángel de Aroa en el marco de la feria agrícolas, artesanales y turísticas de Valle de Aroa. Honor a quien honor merece. Licenciado Nicolás Rivas Sanquiz, Alcalde. Aroa, 25-09-2006.

La plaza Bolívar (fotos 6 y 7), aunque pequeña tiene buena jardinería y un toque de ambiente clásico, especialmente gracias a la columna dorada que forma la base de la estatua del Libertador. La placa allí colocada apunta que fue colocada en el año de 1980 para conmemorar el Sesquicentenario de la muerte del Padre de la Patria.

Di algunas vueltas por el casco central donde me encontré con hermosas casas clásicas (fotos 8 y 9) que merecen ser restauradas, hay un gran potencial histórico - turístico en este pueblo. Aroa tiene también su vida comercial tal como se puede ver en algunas de las calles cercanas a la plaza Bolívar (foto 10).

Me dispuse a buscar el parque de las minas y en el camino me encontré con el Ateneo de Aroa (foto 11), de corte moderno ubicado al sur del pueblo.

De pronto, aparece la entrada del llamado Parque Bolivariano Minas de Aroa (foto 12), pero ¡oh decepción!, estaba cerrado. No tengo otra opción sino volver y asegurarme que cuando lo haga esté abierto, el lugar está tan ligado a la historia de Aroa que es casi como si no hubiera estado en este pueblo.

Basa su economía en la actividad agrícola, se produce café, caña de azúcar, maíz y cítricos, también hay cría de ganado vacuno (3).
 

Algo de historia
Antes de la llegada de los europeos a estas tierras, la habitaban unas tribus de origen caribe llamados ciparicotos. En 1531 llega a esta región, como parte de las exploraciones de los Welser (Bélzares), Nicolás Federmann.

El lugar originalmente era conocido como Cocorote, por lo menos en 1579 y luego tomó el nombre de Aroa por el río de mismo nombre (4). Este nombre de Cocorote también está relacionado con San Felipe, la capital del estado, ya que inicialmente se llamaba Cerritos de Cocorote. Jospeh Luis de Cisneros, uno de los cronistas de Venezuela en la época de la Colonia, se refirió al Valle de Aroa, como dependiente de Barquisimeto, donde se producía cacao, señalando también las minas de cobre, esto fue escrito en 1764 (5). El obispo Mariano Martí visitó el lugar en 1779 y autorizó la construcción de una capilla hasta tanto no se pueda construir una iglesia (6). El 10 de enero de 1782 fue creada la parroquia.

 

Minas de Aroa
Las minas fueron descubiertas por Alonso Sánchez de Oviedo el 16 de enero de 1605, siendo así las primeras minas de la América hispana (7). En 1615 Sánchez de Oviedo ordena la construcción de las primeras casas del campamento minero que se conocería como Real de las Minas de Cocorote y a partir de 1632 serán administradas por el Capitán Francisco Núñez de Meleán y tomando el nombre de Minas de San Francisco de Cocorote (8). Luego de varias administraciones en 1664 le fueron entregadas a Francisco Marín de Narváez, tatarabuelo de Simón Bolívar. Luego pasaron a manos de su hija, Josefa, quien se casó con Pedro de Ponte. Esta pareja tuvo cinco hijos, cuatro murieron sin dejar descendencia, quedándole las minas a la única sobreviviente, María Petronila. Luego ésta se casó con el Teniente General Juan Vicente Bolívar y de ellos nació Don Juan Vicente Bolívar y Ponte quien a su vez se casó con María de La Concepción Palacios quienes tuvieron a María Antonia, Juana, Juan Vicente y a Simón (9).
En 1786 muere Don Juan Vicente, y se encarga de la administración Doña Concepción Palacios. En 1805 las toma Juan Vicente y a la muerte de éste en 1811, el mayorazgo lo ejerce Simón Bolívar (10).

El gran explorador Alexander von Humboldt estuvo por estas tierras a principio del siglo XIX y en sus notas escribió Las minas donde se extrae el cobre están en un valle lateral que desemboca en el Aroa y que es menos cálido y malsano que los vallejos más cercanos al mar. Es en  estos últimos donde tienen los indios lavaderos de oro y donde encubre el suelo ricos minerales de cobre que no se ha intentado explotar todavía. Las antiguas de Aroa, después de haberlas desdeñado por largo tiempo, han sido de nuevo explotadas por Don Antonio Henríquez, a quien encontramos en las orillas del Apure, en San Fernando. Según las informaciones que me dio, parece que el yacimiento del mineral es una especie de hacinamiento (Stockwerk) formado por la reunión de varios filoncillos que se cruzan en todos sentidos. Este hacinamiento tiene a veces dos o tres toesas de espesor. Hay tres minas, que son todas explotadas por esclavos. La mayor de ellas, la Vizcaína, no tiene más de 30 obreros, elevándose el número total de esclavos empleados en la extracción del mineral y en la fundición a no más de 60 ó 70...  ...El cobre conocido en Cádiz con el nombre de "cobre de Caracas", es de excelente calidad, y aun se le prefiere a los de Suecia y de Coquimbo en Chile (11).

Para 1825 el Libertador se propuso a vender las minas, en octubre de 1825 le escribe a su hermana María Antonia ...quiero venderla ahora que hay tanta ansia por minas y colonias extranjeras. Si perdemos esta ocasión, quizá no se logrará, y cuando queramos asegurar una fortuna en Inglaterra, ya no podremos... Los cierto es que teniendo nosotros en Inglaterra cien mil libras esterlinas aseguradas en el Banco, gozamos al año de un tres por ciento que pasa de doce mil pesos de renta y además tenemos el dinero de pronto para cuando lo queramos: de este modo suceda lo que sucediere, siempre tendrán ustedes una fortuna con qué contar para ustedes y para sus hijos. A mi nunca me faltará nada, según veo por el estado de las cosas, pero a ustedes les puede faltar todo, cuando menos lo pienses, pues de un momento a otro pudo morir. Además ustedes pueden desear algún día ir a Europa a establecerse (12).

Las minas finalmente son vendidas a un consorcio inglés, el representante británico en Caracas, Sir Robert Ker Porter registró en su diario, para esa fecha, lo siguiente Sábado Febrero 4, 1832. Fui a casa de la señora Antonia Bolívar a las 2 p.m. con el señor Brian Adams y el señor W. Ackers, donde se habían reunido todas las personas interesadas en la venta de las Minas de Aroa, como herederos del Libertador Simón Bolívar. A las 6 terminó la lectura de la escritura de venta, y a continuación fui testigo de la firma por parte de las señoras M. A. Bolívar, su hermana Juana Bolívar y una sobrina, creo que casada con el general Silva (hombre de piel morena), además de otra señora. Y por parte de Philips y Dent, de Londres, firmaron el señor Ackers y el señor Ward. El coronel Smith y el señor Aurrecochea, representande de Angostura, cenaron conmigo (13). Los ingleses se comprometieron en pagar 38 mil libras esterlinas, recibiendo en el momento 20 mil y tiempo después los 18 mil restantes (14).

Los ingleses modernizaron las minas y trajeron el progreso de finales del siglo XIX y comienzos del XX a Aroa, fue así como aparecieron telégrafos, una fábrica de hielo, hospitales, un teleférico, proyecciones cinematográficas, etc. Muchos de estos adelantos fueron usados por primera vez en la América Latina en Aroa. Uno de las obras más importantes fue el ferrocarril Aroa - Tucacas.

El 19 de agosto de 1977, entra en servicio el Parque Bolivariano Minas de Aroa.
 

 

Ferrocarril Aroa -Tucacas
Se comenzó su construcción en 1835 por la compañía inglesa que explotaba las Minas de Aroa, con el propósito transportar el cobre desde las minas hasta la población de Tucacas. Los trabajos se suspendieron en 1842 y se retomaron en 1862 para finalmente ser inaugurado el 7 de febrero de 1877 con el nombre de Bolivar Railway Company Limited, por el para entonces presidente de la República, general Antonio Guzmán Blanco, quien hizo el recorrido de ida y vuelta de Tucacas a Aroa (15). En Tucacas aun puede verse una de las columnas que sostenía los portones al llamado "corral de la compañía", que era como una especie de fortaleza inglesa, donde incluso ondeaba la bandera británica.

En 1891 el ferrocarril fue extendido hasta Barquisimeto pasando por Duaca, inaugurado por el presidente Raimundo Andueza Palacio, posteriormente, en 1913, llegó otro ramal hasta San Felipe. El cierre definitivo ocurrió en 1958 (16).
 


Toponimia

En el idioma de los indígenas de la zona, de la familia chibcha, aroa siginifica "yaguar" (17).

Ubicación
N 10º 26,297'  W 68º 53,663' (en la plaza Bolívar)
Capital del Municipio Bolívar

Altura
290 msnm

Población
10.702 habitantes (INE 2001)

Pueblos cercanos
Carabobo (26 km)
Cocorote (30 km, vía Milla)
Yumare (36 km)
Duaca (46 km)

Para llegar allí
Desde San Felipe, la ruta normal es siguiendo la ruta Marín, Albarico, Crucito, Yumare, Carabobo. Por aquí son unos 80 km de buena carretera, bordeando el Parque Nacional Yurubí. La otra forma desde San Felipe es vía Cocorote subiendo por la población de Milla. No conozco aun esta ruta, pero el tramo que vi saliendo de Cocorote no era asfaltada y hay que vadear el río Cocorote, me dijeron que mi camioneta pasaba sin problemas, pero no lo hice, por lo tanto queda pendiente. Por esta vía son unos 35 km.
Desde Duaca también es fácil ir, la carretera es relativamente buena, por allí son unos 46 km.
Desde Boca de Aroa hay una carretera que pasa por Palma Sola y llega a Yumare, hasta allí son unos 50 km más los 36 km de allí a Aroa. El tramo Yumare - Palma Sola - Boca de Aroa también lo tengo pendiente.

Anécdota
Viniendo de Yumare hacia Aroa, en dirección oeste, iba muy confiado con mis mapas y el GPS. Un poco preocupado por la hora ya que además de Aroa quería llegar a Duaca y quizás a El Eneal con suficiente luz para tomar fotos. Pasaron unos pocos minutos cuando de pronto veo un letrero que dice "Bienvenidos a Carabobo", ¿qué??? ¡no puede ser! ¿cómo pude haberme equivocado tanto? pensé que iba hacia el oeste, pero iba en dirección completamente contraria, además ¿cómo es que Carabobo estaba tan cerca?, esos fueron parte de mis angustiados pensamientos. ¡Tanto tiempo perdido!, ya no iba a llegar con luz a Duaca, y quizás ni a Aroa. Totalmente decepcionado me detengo a un lado de la carretera, donde veo a un grupo de personas en una estación de servicio y pregunto ¿esto es Carabobo?, sí estás en Carabobo me respondieron al unísono. Pensé que iba hacia Aroa, y resulta que llegué a Carabobo fue entonces cuando me aclararon vas bien, esta es la ruta a Aroa y esto es Yaracuy, lo que pasa que el pueblo se llama Carabobo, no es el estado...

Fecha de fotos
21.12.2010 

Referencias
(1) Datos gentilmente suministrados por el Sr. Ybrain Oropeza (Aroa).
(2) Ibídem.
(3) Wikipedia, artículo Aroa. (Consultada el 17.02.2011)
(4) VILA, Marco Aurelio. Antecedentes Coloniales de Centros Poblados de Venezuela. UCV, Caracas 1978. p. 75.
(5) Ibídem.
(6) Ibídem.
(7) OROPEZA, Ybrain. Génesis de las tierras y minas de Aroa. Publicado en http://aroageografiaehistoria.globered.com/categoria.asp?idcat=25
  (Consultada el 17.02.2011)
(8)
Ibídem.
(9)  Ibídem.
(10)  Ibídem.
(11) VON HUMBOLDT, Alexander. Viaje a las Regiones Equinocciales del Nuevo Continente. Monte Ávila Editores, C. A., Caracas, 1985. pp. 182 y 183.
(12) QUINTERO, Inés. La Criolla Principal. María Antonia Bolívar, hermana del Libertador. Fundación Bigott, Caracas 2003. pp. 73 y 74.
(13) PORTER, Robert Ker. Diario de un diplomático británico en Venezuela (1825-1842). Fundación Polar, Caracas 1997, p. 511.
(14) OROPEZA, Ybrain. Ob.cit.
(15) ROMERO TOCUYO, Humberto. Remembranzas de Tucacas. H. Romero Tocuyo, 2da. Edición, Tucacas, 2007. p. 17 y ss.
(16) Ibídem.
(17) OROPEZA, Ybrain. Ob.cit.

Agradecimientos
A Ybarin Oropeza, habitante de Aroa por los datos aportados.


Germán Montero Alcalá
Febrero 2011

 

www.pueblosdevenezuela.com